Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
Cirugía Plástica - Nariz

La
Rinoplastia

Cirugía Plástica /

Nariz

La rinoplastia se usa para cambiar la forma de la nariz y crear más armonía entre la nariz y el resto de la cara. Con la rinoplastia se puede aumentar o disminuir el tamaño de la nariz, reducir las fosas nasales, cambiar la silueta de la punta o el tabique, o modificar el espacio entre la nariz y los labios. También puede corregir algunos traumatismos o problemas respiratorios.

Una rinoplastia realizada con éxito es la que crea una mayor armonía facial en el paciente y en la que la nariz no se aprecie como una nariz "operada".

¿Quién es un buen candidato para una rinoplastia?

Si eres una persona que busca mejorar su apariencia y tienes un buen estado de salud general, incluyendo la estabilidad psicológica, puedes considerar hacerte una rinoplastia.

Lo más importante es tener expectativas realistas sobre los resultados que puedes conseguir, por eso hablar con tu cirujano es fundamental. Puedes utilizar nuestro simulador para que puedas observar cómo quedarías después de una rinoplastia. El cirujano debe explicarte en detalle el procedimiento, mostrarte fotos de antes y después de una rinoplastia y hablar contigo sobre los resultados reales que puedes esperar. También debes informarte sobre el precio de la rinoplastia para tu caso concreto.

  • La cirugía de la nariz. Rinoplastia

    Click

    Una rinoplastia suele durar entre una y dos horas y se suele llevar a cabo bajo anestesia general aunque también se puede realizar bajo anestesia local y sedación. El paciente normalmente pasa una noche en el hospital después de la intervención.

    El procedimiento de una rinoplastia consiste en separar la piel de su soporte de hueso y cartílago para esculpir ese soporte y luego adaptar la piel a esta nueva forma. El cirujano puede hacer la rinoplastia desde dentro de la nariz con pequeñas incisiones dentro de las fosas nasales o desde el exterior haciendo una pequeña incisión.

    Al finalizar la rinoplastia se colocará una escayola y unos tapones en las fosas nasales para conservar la nueva forma de la nariz y estabilizar el tabique nasal.

  • Después de la rinoplastia

    Click

    Después de la rinoplastia notarás la cara hinchada y molestias en la nariz pero estas molestias irán desapareciendo con el paso de los días y la medicación. Durante el primer día debes permanecer tumbado con la cabeza elevada y durante los 3 o 4 días posteriores dormir con la cabeza un poco incorporada. Los hematomas y la hinchazón desaparecerán casi por completo al cabo de 2 semanas.

    Uno o dos días después de la rinoplastia se retirarán los tapones de la nariz y al cabo de una semana o dos como máximo se quitará la escayola y los puntos. Dos días después te sentirás bastante mejor y al cabo de una semana podrás volver a la actividad habitual. De todas maneras tendrás que evitar algunas actividades físicas durante las primeras semanas después de la rinoplastia, como la natación o el jogging y deberás tener cuidado al tocarte la nariz y lavarte la cara.

    Cualquier intervención presenta riesgos de complicaciones, como infección o reacciones a la anestesia, pero en una rinoplastia no son habituales y suelen ser de muy poca importancia. Es muy importante seguir las instrucciones del cirujano y su equipo antes y después de la rinoplastia para minimizar la posibilidad de estas complicaciones. Después de una rinoplastia no suelen haber cicatrices visibles pero en algunos casos aparecen pequeños puntos rojos en la zona.

  • Los resultados

    Click

    Nuestro mayor éxito es lograr que después de la rinoplastia el paciente se sienta a gusto con su nueva armonía facial, de una forma natural, sin que se vea una nariz "operada".

    Los primeros días después de una rinoplastia pueden ser difíciles ya que tendrás molestias y no apreciarás los resultados. No obstante, tu aspecto irá mejorando poco a poco y al cabo de una semana o dos te encontrarás muy bien sin apenas efectos visibles de la intervención.