Damos las gracias al 2014 por todo lo que nos ha dejado y nos lanzamos de lleno a todo lo que nos traerá el 2015. Y como no hay balances del 2014 sin previsiones para el 2015, en este post recogemos algunas de las tendencias en cirugía estética que llegan pisando fuerte en el nuevo año.

Los expertos de la Academia Americana de Cirugía Plástica y Reconstructiva apuntan que la cirugía plástica y la reconstructiva irán mucho más de la mano en 2015. Un buen ejemplo de ello es la rinoplastia. En muchas ocasiones, el primer motivo para someterse a una intervención en la nariz es funcional, para mejorar la respiración por ejemplo. Hay pacientes que también pueden desear mejorar el aspecto de su nariz aprovechando la operación. También se puede dar el caso en pacientes que han tenido cáncer de piel.

 

 

Los “selfies” han sido, sin duda, los protagonistas de las redes sociales en 2014. Parece ser que en 2015 veremos su efecto en las consultas de cirujanos plásticos. Y es que esta moda fotográfica ha servido también de espejo, y muchos se han planteado mejorar su aspecto.

La blefaroplastia no es un procedimiento nuevo, pero este 2015 podría ganar terreno. ¿Qué mejor manera de empezar el nuevo año con una mirada rejuvenecida? También seguirá con su tendencia ascendente el injerto de grasa autóloga.